Fiscalía Regional de Olancho sin incidencias durante el día de votaciones

Tegucigalpa, Francisco Morazán. – La fiscalía regional de Olancho reporta que en el día de los comicios generales celebrados el domingo recién pasado, no se recibieron denuncias en los que se señalen delitos de índole electoral en ninguno de los 23 municipios que conforman el departamento.


Esta fiscalía puso 7 fiscales y el personal auxiliar a disposición de la ciudadanía, asignados en las sedes de Juticalpa y Catacamas, quienes, junto a diferentes entes estatales de la zona, establecieron con anterioridad los mecanismos pertinentes para atender las denuncias que antes, durante y después de las elecciones se presentaran en esta región del país.


Pese a no reportarse denuncias por la comisión de delitos electorales, el personal de la fiscalía estuvo en constante comunicación con las autoridades departamentales y municipales de manera que se estuviese monitoreando las incidencias durante la jornada de votación.


En ese sentido, se atendió consulta telefónica de la Policía Nacional donde se informó que en la aldea Piedras Amarillas de Campamento, se encontraban personas armadas a la espera de las urnas de dicha aldea, con ánimos de ser extraídas. Se integró un equipo de la Policía y se desplazó hasta el sector y se constató que se trataba de una denuncia falsa.


También, se brindó asesoría telefónica a los agentes de la Policía Nacional asignados al municipio de Patuca, mediante la cual se denunciaba que una persona de la tercera edad había ejercido el sufragio en dos ocasiones, sin embargo, se constató con los presidentes de ambas mesas a las que ella acudió, que únicamente votó en una ocasión, se turnó el caso a la Consejo Municipal para la validez del mismo.


Por su parte en la ciudad de Juticalpa, se atendió consulta sobre un caso suscitado en una mesa electoral ubicada en el Instituto La Fraternidad, de una persona miembro de la mesa electoral como vocal, que se encontraba inhabilitada por lo que se tomó la decisión, por unanimidad de votos de los miembros de la mesa, que la misma se retirara del cargo y que lo asumiera el suplente, sin embargo; esta persona se rehusaba a dejar el cargo por lo que se informó a los fiscales de dicha situación. Una vez analizado, se concluyó que es competencia del Consejo Electoral, por lo que se estableció comunicación con el presidente del Consejo Municipal, quien manifestó que la persona ya había sido retirada de la mesa electoral.


Siempre en la cabecera departamental, se recibió llamada telefónica informando que una persona del sexo masculino le había tomado una fotografía a su voto, por lo que los miembros de la mesa decidieron anular el mismo.


La fiscalía de Olancho atendió estas incidencias a través del personal asignado, quienes estuvieron atentos desde tempranas horas y hasta altas horas de la noche, registrando y atendiendo los episodios que surgieran en torno al proceso electoral de la manera más inmediata posible.


Cabe recordar que el Ministerio Público puso a disposición de la población más de 400 fiscales a nivel nacional para atender las denuncias por delitos electorales antes, durante y después de las elecciones generales. Tomado de la Fuente del Ministerio Publico.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*